Claudio Alvardo

Lo mejor del mundo

1 de febrero de 2020

Los especialistas en movimiento de tierras de Movitec están probando un PowerROC T25 DC en las condiciones más difíciles imaginables, mientras construyen una carretera hacia el observatorio más alto del mundo.

Cuando Mining & Construction realiza su visita, ya se ha realizado en torno al 70 por ciento de la carretera, que debe ser lo suficientemente ancha y lisa como para llevar un espejo impecable de siete metros de diámetro hasta la cima de la montaña Chajnantor del norte de Chile, a más de 5600 metros sobre el nivel del mar.

 

El Observatorio Tokio Atacama, financiado por la Universidad de Tokio, ofrecerá un día vistas incomparables del universo, lo que podría ayudar a determinar su edad. Según el director de contratos Claudio Alvarado, los principales retos para el equipo de construcción de carreteras son la falta de oxígeno y las condiciones meteorológicas extremas que se encuentran en altitudes tan elevadas.

 

El mal de altura puede provocar dolores de cabeza, vómitos y, en casos extremos, edemas pulmonares potencialmente mortales. Pero incluso un breve desmayo puede resultar mortal en la montaña. Todos los trabajadores deben llevar su propio suministro de oxígeno y someterse a comprobaciones médicas varias veces al día por el personal de enfermería del centro. La gran altitud también ofrece condiciones meteorológicas extremas: por la noche, las temperaturas son tan frías que deben utilizarse calentadores para evitar que los líquidos se congelen, mientras que el último invierno las fuertes nevadas cerraron el proyecto durante seis semanas.

En enero, Movitec tomó posesión de un Epiroc PowerROC T25 DC para ayudarles a enfrentarse a la difícil geología de la montaña.

PowerROC T25 DC en el norte de Chile

¿Qué función desempeña el PowerROC T25 DC en el proyecto?

"Nos encontramos con muchas rocas grandes que debemos eliminar. Sin embargo, no podemos utilizar explosivos porque nos encontramos en un área astronómica y la voladura afectaría al funcionamiento de los 66 telescopios de la asociación internacional ALMA (Atacama Large Millimeter Array), que se encuentran a menos de diez kilómetros de distancia. Por lo tanto, utilizamos la tecnología de voladura con plasma. El PowerROC perfora un orificio de 51 milímetros de diámetro hasta dos metros en la roca y, a continuación, se inyecta agua en el orificio. Cuando se aplica una carga eléctrica pulsada, la roca se rompe en pequeñas trozos".

 

¿Cuál ha sido su experiencia con el PowerROC?

"La máquina ha estado trabajando en la montaña durante unos dos meses. Ha funcionado muy bien, mejor de lo que esperábamos, por lo que estamos muy satisfechos con la funcionalidad que el equipo ha mostrado en el proyecto. Por la noche, las temperaturas pueden bajar a 15 o 20 grados centígrados bajo cero, lo que puede hacer que los fluidos hidráulicos y los combustibles se congelen y dificulten el arranque del equipo por la mañana. Sin embargo, con el PowerROC, no hemos tenido ningún problema con la congelación de líquidos ni el arranque por la mañana. Tampoco ha perdido presión al trabajar a gran altitud".

 

¿Hay algo que le gustaría mejorar?

"El brazo podría sea más largo o más flexible, lo que ayudaría en el complicado terreno que se encuentra en la montaña".

[Sobre el terreno: Chile]

La carretera al Observatorio Tokio Atacama, que se construirá en la montaña de Chajnantor en el norte de Chile, debe ser lo suficientemente ancha y suave como para llevar un espejo impecable de siete metros de diámetro.

PowerROC T25 DC

Ventajas principales:

  • Gran potencia y velocidades de penetración
  • Control directo hidráulico sencillo
  • Excelente maniobrabilidad, incluso en terrenos difíciles
  • Piezas eléctricas minimizadas para garantizar la fiabilidad

Método de perforación: Martillo en cabeza
Diámetro del orificio: De 51 mm a 89 mm
Profundidad máxima del orificio: 18,3 metros

International Ingeniería civil PowerROC T25 DC División Surface and Exploration Drilling Historia de cliente 2020

Historias relacionadas